Blogia
navegaseguro

Mandrake (o De Windows a Linux fácilmente)

Entre unos y otros (estos últimos en dos capítulos) me han convencido de que era buena idea pasarse a Mandrake. Así que me bajé la última versión (la 9.2, al momento de escribir ésto) y me puse a ello. Por lo que he visto hasta ahora, su fama de sencillez está bien ganada, desde su instalación, fácil (sin embargo, el que sepa o quiera toquitear un poco tiene botones de avanzado en casi cada pantalla), rápida (en mi caso, 40 minutos y toquiteé mucho) y en castellano, desde el primer paso, en el que se elige el idioma (todo está en castellano, incluso las páginas man). Una vez instalado, uno tiene once escritorios para elegir el que más le guste (por defecto, KDE) y todo el software que uno pueda necesitar, además, Supermount (invisible al usuario, que ni se dará cuenta de que existe y fácil de desactivar para el usurio avanzado) evita que sea necesario conocer el concepto de montar una unidad, MenuDrake incluye cualquier cosa que instales en el menú en la categoría correcta (si no existe la crea), sin que haya que decirle nada y, lo mejor para el final, urpmi.

Aquí hago un inciso para aclarar que urpmi es mi primer gestor de paquetes (en SuSE resolvía las dependencias a mano), sólo conozco otros como apt-get, apt-rpm y yum de oídas y, sobre todo, para agradecer a NoP sus artículos en Libertonia (enlaces de éstos, al comienzo de este texto) que me permitieron hacerme con él en dos minutos.

El concepto de gestor de paquetes es desconocido en Windows, así que paso a explicarlo brevemente, urpmi (y los otros gestores) permiten instalar cualquier programa sin tener que buscarlo, ni ejecutar el instalador. Sólo es nesario conocer el nombre del programa que quieres instalar y el gestor lo busca, lo baja y lo instala (y MenuDrake lo añade al menú en la categoría correcta). Así, si yo quiero instalar DOSBox, por ejemplo, solo tendría que abrir una consola y escribir:

urpmi DOSBox

Tras pulsar la tecla Enter, el proceso comienza y ya no hay que preocuparse de nada, a hacer otra cosa mientras baja y se instala. Cuando termina, mi menú tiene una nueva categoría, emuladores, y dentro está DOSBox, sólo me falta hacer clic para ponerlo a funcionar.

Para mí no era mi primer Linux, pero todos los días leo en distintos foros gente que tiene problemas con Linux, por no haberse informado mínimamente sobre él antes de instalarlo, así que detallo, a continuación, los pasos a seguir para la migración:


  • Comprobar que cumplimos los requisitos mínimos de memoria, espacio en disco, etcétera, para instalar Linux.
  • Comprobar que no tendremos problemas de hardware en la base de datos de hardware soportado.
  • Si se va a conservar Windows, defragmentar el disco duro y hacer un scandisk. Los sistemas de archivos de Windows tienen la mala costumbre de dejar fragmentos de fichero sueltos por todo el disco duro, aunque (y especialmente cuando) haya mucho espacio libre. Si se hace una partición sin tomar estas precauciones la posibilidad de perder datos en la partición de Windows es muy alta.
  • Si no se sabe qué es una partición o cómo hacerla, este tutorial y este otro pueden resolver todas las dudas. Aunque si se usa Windows 9x/ME, el instalador de Mandrake proporciona suficiente información sobre la marcha y uno podría, en principio, saltarse este punto, saber algo nuevo nunca está de más.
  • Leer un poco acerca de lo que uno se va a encontrar tras la instalación. La guía del usuario es un buen sitio para ésto.


Nota: Los enlaces de esta lista son para Mandrake, casi todas las distribuciones disponen igualmente de una lista de requisitos mínimos, una base de datos de hardware soportado y una guía de usuario.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

D4 -

Esas dos cosas hay que hacerlas desde Windows, mira el enlace al respecto en la lista de la nota.

belinda -

como defragmento o aplico un "scandisk" con linux mandrake y todo estar bien

D4 -

Pues sí, once. Si no recuerdo mal te da la opción de no instalar el entorno gráfico, instalar Gnome, KDE y WindowMaker o instalar todos (los once). Yo por supuesto, los once, que así puedo mezclarlos si me da el punto ;-)

Y sí, está llegando ese día. De momento ya hace falta bastante menos tiempo para tener un equipo operacional y a tu gusto. ¿Más fácil? Bueno, eso creo que depende un poco de gustos, pero para mí ya es más fácil (el ultimo XP que tuve que instalar ¡buuuf! ¡qué guerra me dió!)

el tercer hombre -

uff, cuantos escritorios disponibles! no recordaba que tuviera tantos xD

está llegando el día en el que instalar software en linux es mucho mas fácil que en windows :)

D4 -

Pues de momento, muy bien. Hoy como tocaba "dolce far niente" pues dándole trabajo a la targeta gráfica con TuxRacer y ArmageTron :-)

Es que había que comprobar que el driver nVidia se había instalado bien :-P

faemino -

Genial!! a ver que tal te va
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres